Síguenos en: Twitter
Palabra o Frase   Fecha Noticia
- Fonos: 612 24 14 17 - 612 24 19 09 - WhatsApp +569 9345 3426 - twitter Radio Polar @RadioPolar

Prevención.
PARRILLADA DIECIOCHERA SIN RIESGOS
14-09-2018 - 10:18:01

0
0 votos
1 2 3 4 5
enviar      imprimir
Sin duda, el asado a la parrilla es el rey indiscutido de las Fiestas Patrias. Basta prender el fuego para que se abra el apetito para degustar nuestros productos predilectos. Sin embargo, es un panorama tan habitual para los chilenos, que perdemos la noción de los riesgos que implica.

Y para prevenir, hay que partir desde el principio. “Una de las primeras preguntas que se debe hacer es ¿sé hacer fuego? Ello porque, aunque hoy existen muchas alternativas como parrillas eléctricas o gas, la predilecta sigue siendo la parrilla a carbón. Por lo tanto, es que hay que tener ciertas consideraciones”, comenta Ivonne Sanhueza, docente de la carrera de Técnico en Prevención de Riesgos de la Universidad del Pacífico.

Para la experta, sea cual fuera esta parrilla - tambor, o empotrada en un muro, con techo o al aire libre o con ruedas que se puede deslizar a distintos lugares – hay que saber que durante la primavera el viento puede jugarnos en contra. “La primavera es la época ideal, pero a veces el cambio en la dirección del viento puede ser un riesgo. Esto se puede solucionar con una bolsa de plástico amarrada a un palo, la que subimos lo suficiente para que se pueda ver hacia donde vuela, y así minimizar algunos peligros”, aconseja.

La docente agrega que una vez que se decidió el lugar dónde se realizará el asado y el tipo de parrilla, es importante analizar el entorno. “Por ejemplo, nunca está demás considerar si hay niños pequeños corriendo, mascotas sufriendo por el olor o personas que por alguna enfermedad les afecte el humo”.

Así mismo, es útil revisar nuestros seguros de incendio. “Puede ser de utilidad revisar si está al día el seguro contra incendio de nuestro hogar, y algo no muy común pero sí forma parte de nuestras responsabilidades, es avisar a nuestros vecinos cercanos, que realizaremos una reunión para que no dejen nada que pudiera mancharse, servir de combustible, por si alguna chispa cae en su patio o si tienen mascotas para que las dejen en el ante jardín ya que se alterarían con el ruido y el olor”, comenta.


En cuanto al cuidado personal, la experta en Prevención de Riesgos y Medio Ambiente, indica que tampoco se debe improvisar. “Idealmente un delantal largo que no sea inflamable, guantes hasta el codo, gorro para que en caso de llamas no se queme el cabello, nada de pañuelos o vestimenta con tiritas, ni audífonos y el celular en un lugar cerca pero que no sea una distracción. Y todos los utensilios a la mano, como bandejas, cuchillos, tenedores, fuentes, toalla nova, paños de cocina o en su efecto un ayudante que pudiera ir a buscar estos implementos, ya que hay que recordar que nunca se debe dejar sola la parrilla”, indica.

También hace un llamado a tener precaución con objetos cercanos a la parrilla, como los automóviles. “También será de mucha utilidad, dejar los autos distantes de las puertas de ingreso y en posición de salida, ya que en caso de ser necesario el ingreso de Bomberos puedan hacerlo sin demora. En esto, es conveniente tener a mano el número de la compañía de Bomberos más cercana”, aconseja.

Recomienda no olvidar tener a la mano un sistema para apagar un insipiente incendio. “Por ello importante es tener el infaltable extintor, la manguera conectada a la red de agua lista para ser utilizada, balde con agua, un rociador para bajar la temperatura del carbón, un balde con arena o tierra, pala, manta mojada y un paraviento, que puede ser una lata cualquier cosa que no sea inflamable. Lo anterior debido a que según el tipo de carne que estemos asando variará el riesgo, por ejemplo, las carnes ricas en grasas son muy fáciles que se produzca una inflamación”, señala.

Y, por último, luego de haber disfrutado del rico asado no olvidar apagar la parrilla. “Jamás se debe dejar una parrilla sólo, y cuando ya se termine el evento, preocupándose de apagar el fuego completamente, asegurándose que no exista ninguna posibilidad de incendio, ello porque las brasas y las cenizas suelen ser muy dañinas ya que su duración es mayor a lo que se ve a simple vista”, comenta.









Ud. es el visitante nro.:
396791361

Diseño y Webhosting: Iflexus Ltda.