Se realizó primera entrega.

UNIVERSIDAD DE MAGALLANES APOYA A PERSONAL DEL HOSPITAL CLÍNICO IMPRIMIENDO “ESCUDOS FACIALES”

31-03-2020 - 09:32
Una innovadora manera de fabricar insumos médicos a bajo costo surgió hace algún tiempo, de la mano de una iniciativa fundada por el académico del Departamento de Ingeniería en Computación de la Universidad de Magallanes (UMAG), Doctor Pedro Alberti, y del empresario y coordinador nacional de SOS3DMakers, Humberto Salinas, la cual busca aunar fuerzas entre particulares, empresas, instituciones y universidades para crear “granjas productivas de impresión 3D”. Estas granjas fabrican, entre otras cosas, mascarillas y viseras para la “primera línea médica”, así como también válvulas, tubos y repuestos de equipos médicos entre otros, para ser donados de manera gratuita, en principio, a hospitales y clínicas de Chile.

En medio de este escenario de pandemia, desde el sábado 28 de marzo, las dependencias e impresoras de la Facultad de Ingeniería de la UMAG que forma parte de esta Red Nacional, están siendo utilizadas para fabricar “escudos faciales” que evitan el contagio con el virus COVID-19. Hoy se entregaron los primeros 25 al director del Hospital Clínico, Ricardo Contreras Faúndez, y se continuará el proceso de fabricación hasta llegar a las 500 unidades, número que dependerá de la suma de más granjas productivas de otras regiones, que se espera lograr en un máximo de 3 semanas.

El director del establecimiento agradeció esta mañana la colaboración y el compromiso de la Universidad, especialmente, debido a que “los stock de los proveedores claramente son limitados, (porque) más que el país, está comprando todo el mundo estos elementos, por lo tanto, nosotros valoramos que a nivel local también tengamos la oportunidad de contar con ellos”.

A la fecha, este trabajo colaborativo ya se está realizando en Punta Arenas, Concepción, Viña del Mar, Iquique y Santiago, y suma una treintena de impresoras y 40 personas trabajando en turnos de día y noche (8 en Punta Arenas). También han aumentado las expectativas, pues se están haciendo pruebas para construir respiradores. Todo lo anterior se logra gracias al financiamiento que se levanta vía fundación por Ley de Donaciones.