Senadora Carolina Goic:

“LA SOLUCIÓN PARA LA CLASE MEDIA NO PUEDE SER MÁS ENDEUDAMIENTO”

08-07-2020 - 12:27
Tras los últimos anuncios efectuado por el Presidente Piñera, la senadora magallánica Carolina Goic, manifestó que los beneficios que entregue el Estado, en el marco de la pandemia, tienen que significar efectivamente un alivio para las personas, especialmente para el sector que hoy está siendo más golpeado, como es la clase media de nuestro país.

“Hace pocos días el Banco Central informó que la deuda total de los hogares chilenos alcanzó el 75,4% de sus ingresos totales, cifra medida por la suma de todos los ingresos anuales y el total de las deudas de los chilenos. Se trata de una cifra muy preocupante que da cuenta del nivel del problema y que también nos habla de una suerte de cultura del endeudamiento, que tiene diversas causas” señaló Goic

Esto evidencia dijo, que plantear como solución el seguir endeudándose no resulta viable y deben buscarse otros mecanismos, agregando que ha podido hablar con muchas personas en Punta Arenas que están agobiadas por las deudas.

Más adelante la parlamentaria Carolina Goic manifestó que se deben abrir espacio para mejorar la ayuda de Estado, que esta no sea una carga para la gente, sino un alivio para varios sectores de nuestra población, “aquí hay muchas personas golpeada económicamente, que a raíz de esta crisis han visto mermado sus ingresos, como por ejemplo el colectivero, el taxista, entre otros rubros o actividades en Magallanes”, dijo.

Goic expresó que ante una crisis de tal magnitud, que ha golpeado a tantas familias en Magallanes y en el país, la clase media no puede seguir contrayendo deuda y menos que en algunas medidas se impongan condiciones que para muchas personas son imposibles de cumplir por la crisis. Por eso reiteró el llamado al Gobierno a mejorar la propuesta, “se construyó un fondo de 12 mil millones de dólares justamente para concurrir con medidas de apoyo directo, no con mayor endeudamiento de las familias que ya están asfixiadas”, concluyó.