Síguenos en: Twitter
Palabra o Frase   Fecha Noticia
MIÉRCOLES 26 DE JULIO - PRIMERA CONEXIÓN CONSEJERO REGIONAL NICOLÁS GÁLVEZ - Fonos: 612 24 14 17 - 612 24 19 09 - WhatsApp +569 9345 3426 - twitter Radio Polar @RadioPolar - instagram polarcomunicaciones

De acuerdo a un equipo de científicos, la última gran tormenta solar ocurrió en 1859 y provocó que los cables de las estaciones de telégrafos se incendiaran.
EXPERTOS SEÑALAN QUE GOBIERNOS DEBEN PREPARARSE PARA SÚPER TORMENTAS SOLARES
11-02-2013 - 18:20:13

100
1 votos
1 2 3 4 5
enviar      imprimir
Ingenieros de Reino Unido han realizado un detallado estudio acerca de los riesgos de las súper tormentas solares, y concluyeron que los gobiernos necesitan tomar medidas para ofrecer protección al respecto.

Si bien las grandes tormentas solares ocurren una vez cada uno o dos siglos, la última gran tormenta ocurrió en 1859 y provocó que los cables de las estaciones de telégrafos tuvieran cortocircuitos y se incendiaran.

Frente a esto, la Academia Real de Ingeniería señala en su nuevo informe "Clima espacial extremo: Impacto en sistemas e infraestructuras de ingeniería", que otra gran tormenta es inevitable a futuro, y que provocará problemas en el funcionamiento de la electricidad, de satélites, de sistemas GPS y de la aviación.

"Los dos desafíos para los gobiernos es el gran espectro de tecnologías que se verán afectadas hoy y el surgimiento de vulnerabilidades imprevistas mientras la tecnología evoluciona", señala el profesor Paul Cannon, jefe de la academia que trabaja estudiando el clima solar extremo.

Las comunicaciones móviles podrían salir afectadas, y de acuerdo a las recomendaciones de la academia, los celulares debería operar sin sistemas satelitales de navegación global hasta por tres días.

De acuerdo al informe, una gran tormenta solar podría afectar los GPS y el sistema de navegación Galileo entre uno y tres días, debido a la interrupción de la transmisión de radio entre los satélites y la Tierra. Esto podría además afectar los vuelos, pues si es que la nueva tormenta solar tiene el tamaño de la de 1859, los pasajeros y la tripulación estarían expuestos a una dosis de radiación, aumentando sus probabilidades de riesgo de cáncer.



Los satélites también se verán afectados por la tormenta solar, y la academia espera que uno de cada diez deje de funcionar por un par de días si es que llega a ocurrir una súper tormenta solar.

"Nuestro mensaje es: No entren en pánico, pero prepárense. Una súper tormenta solar podría ocurrir algún día y debemos estar preparados" señala Cannon.

La Tercera.









Ud. es el visitante nro.:
337611518

Diseño y Webhosting: Iflexus Ltda.