Polar Comunicaciones
Señal en Vivo Tv Señal en Vivo Radio
agosto 15, 2017
Imprimir

EL 2 DE AGOSTO DE 1952 COMPLETAN LOS PREPARATIVOS PARA CRUZAR LOS ANDES ANTÁRTICOS

Bernardo Veksler – Diario del Fin del Mundo.

Este día, los militares destacados en la base San Martín completan los preparativos para acometer el cruce de los Andes Antárticos, con tal fin “fueron distribuidos los perros para las jaurías y organizadas las patrullas en tres grupos”, compuestos por uno de apoyo aéreo, otro de trineos y un grupo de apoyo terrestre.
“Durante el invierno se preparó al personal, material y animales, controlándose el estado físico de los hombres y de los perros. Un botiquín con todos los elementos necesarios para cualquier emergencia sanitaria completó la carga de los trineos con víveres, vestuario, instrumentos para orientación, herramientas, carta de navegación…” (Santiago Comerci. Revista Todo es Historia N° 366).
El objetivo propuesto, hasta unos pocos años antes, era considerado como imposible. Se trataba de avanzar hacia el Este, para salir al mar de Wed dell, misión que “significaba cruzar el Antartandes, o Andes Antárticos, continuación de los Andes sudamericanos, que a partir de Tierra del Fuego se manifiesta en las islas que componen el llamado arco de las Antillas del Sur, reapareciendo en la península Antártica, con picos que alcanzan hasta los cuatro mil metros de altura (…) Grandes y agrietados glaciares ocupan los valles intermontanos, oponiendo serios obstáculos a la osada presencia humana”.
El siguiente paso para avanzar en la misión fue la colocación de un malacate en el borde del glaciar continental, para elevar hasta allí toda la carga. Al pie del cordón Molinero se estableció un campamento, “desde el que se harían los reconocimientos para hallar el paso intermontano de acceso a la meseta”. Así, el 18 de noviembre, los expedicionarios se pusieron en marcha para alcanzar, a 20 kilómetros de la base, una altura de 600 metros sobre el nivel del mar, donde se estableció un nuevo campamento. Poco después debió ser evacuado un hombre aquejado de congestión pulmonar.
El lento avance se desenvolvía en medio de “grandes derrumbes y estrepitosas avalanchas en los glaciares al norte y al sur del acceso”, hasta que pudieron alcanzar una altura que permitió la observación del mar. Mientras otro hombre debió ser atendido por enfriamiento y uno de los perros amaneció muerto, la temperatura bajó hasta 32 grados bajo cero.
El descenso también se hizo tortuoso y recién se pudo alcanzar el objetivo el 28 de diciembre, al pisar la gélida playa del mar de Weddell.

Autor : Bernardo Veksler

© Copyright 2022 RadioPolar.com Todos los derechos reservados.